Xalapa, Veracruz, México, a viernes 04 de diciembre de 2020

Con el Festival Huasteco rescatan tradiciones en riesgo

, 27 de abril de 2015

Xalapa, Ver., 27 de abril de 2015.- La migración y la globalización han sido determinantes para que las indumentarias regional e indígena hayan dejado de interesarles a los jóvenes.

En Veracruz la región huasteca es rica en variedad de bordados; sin embargo, la técnica para su elaboración ha dejado de transmitirse entre las generaciones.

Pero no es todo, la comida típica corre el mismo riesgo. “En la cocina también está sucediendo lo mismo. Tanta gente que va a estudiar y a todo eso y trabajan por aquí, van cambiando el tipo de alimentación, entonces ya no se prepara todo esto. Son bocoles de frijol entero, pero traemos de queso, de longaniza, son cuatro tipos de bocoles”, dijo Melesia Chagoya Hernández, una de las participantes.

El xojol es uno de los platillos de la cocina huasteca que ya se prepara poco a pesar de ser uno de los más deliciosos.

“El xojol es un tamal dulce, es el postre después de la comida; la comida típica de la huasteca es el zacahuil. Es una comida que se estaba perdiendo. Prácticamente en aquella región es raro que lo preparen. Su ingredientes es el pilón, en Xalapa es conocido como la panela, en ciertas regiones le echan pasas, piña y coco, pero lo original es la panela”.

Con la intención de preservar estas costumbres que dan identidad a nuestros pueblos se realizó en Xalapa el Festival Huasteco, que reunió lo mejor de la cocina, ropa y música de la zona norte de la entidad. Este evento, que en años anteriores se ha realizado en diferentes sedes, como la calle Villahermosa o el Palacio Municipal, tuvo escenario esta vez la explanada de Xallitic.